A un mes de los nuevos controles del Gobierno, estos son los 10 alimentos que más aumentaron

El rubro “Alimentos y bebidas no alcohólicas” subió un 3,4%, apenas una décima por debajo del 3,5% que se incrementó la inflación general. El programa Más Precios Cuidados llevó los precios de 1.432 productos de consumo masivo a sus valores del 1° de octubre

El segmento de las frutas y las verduras, en algunas regiones, registró aumentos de hasta 12%. REUTERS/Agustin MarcarianEl segmento de las frutas y las verduras, en algunas regiones, registró aumentos de hasta 12%. REUTERS/Agustin Marcarian

A pesar de las múltiples medidas tomadas por el gobierno para contener los precios de la canasta básica de alimentos, en base a que es el consumo esencial de los sectores más postergados, el rubro “Alimentos y bebidas no alcohólicas” se incrementó un 3,4% en octubre, apenas una décima por debajo del nivel general de 3,5%, según los datos que informó el Indec. De hecho, en la medición para el Gran Buenos Aires los alimentos registraron una suba de 3,6%, por encima del IPC.

“La suba en la división Alimentos y bebidas no alcohólicas (3,4%) fue la de mayor incidencia en todas las regiones. Al interior de la división, lo que más incidió en gran parte de las regiones fue el aumento de Verduras, tubérculos y legumbres; Pan y cereales; Frutas; y Carnes y derivados. Además, se destacó la suba de Café, té, yerba y cacao; y Azúcar, dulces, chocolate, golosinas, etc”, informó el Indec.

Entre los alimentos que registraron las alzas más significativas en el décimo mes del año figuran el zapallo anco por kilo, con una suba de 34,2%, seguido por el tomate redondo por kilo, con un incremento de 21,7% y por la banana, con un aumento de 16,8 por ciento.

Detrás aparece la lechuga por kilo, la cual registró un aumento de 16,8% y luego el yogur firme (en su presentación de 195 cc), con una suba de 7,3%. A estos productos los siguió el café molido por 500 gramos, que tuvo un alza de 7,2 por ciento.

El ranking de los 10 alimentos que más aumentaron lo completan el salchichón por kilo, con una suba de 6,2% en octubre; el aceite de girasol por 1,5 litros, con un incremento de 6,1%; la cebolla por kilo, que registró un alza de 5,8% y por último, el salame por kilo, que subió un 5,1 por ciento.

Otros alimentos cuyos precios se elevaron por encima de la inflación general fueron la harina de trigo (4,3%), el pan francés (4,2%) y el jamón cocido (4,4%).

Según el ministerio de Economía, dentro de la evolución de los precios de los alimentos “se destaca nuevamente el comportamiento de Verduras y Frutas, productos que registraron aumentos de hasta 12% y casi 9% mensual en algunas regiones, respectivamente. En sentido contrario, se destaca que Carnes continúa estable”. En este último punto, los 5 cortes que releva el Indec no tuvieron movimientos significativos: asado (1,8%), carne picada común (-0,1%), paleta (-1,1%), cuadril (0,4%) y nalga (0,6%).

En el mes pasado se aplicó un congelamiento de precios sobre 1.432 productos de consumo masivo. El programa, con el nombre Más Precios Cuidados, fue implementado por la secretaría de Comercio Interior, que conduce Roberto Feletti, que dispuso retrotraer sus precios al 1° de octubre y dejarlos sin modificaciones hasta el próximo 7 de enero de 2022. Según el funcionario, el cumplimiento del congelamiento alcanzó entre un 85% y un 95% en el conurbano.

El índice general no creo que esté debajo del 3%, pensá que hasta la tercera semana de octubre tuvimos dispersión de precios. Esperamos que el índice de alimentos esté por debajo del 2,9%. Vamos a ver. Pero el efecto este se va a sentir bien en noviembre”, dijo Feletti el pasado 5 de noviembre en declaraciones radiales. En ninguno de los dos casos se cumplió su pronóstico.

Más allá de su limitado efecto para contener los precios, desde los supermercados señalaron que el congelamiento tampoco tuvo un impacto favorable en el consumo, que sigue planchado a pesar de las diversas medidas oficiales implementadas desde las PASO para “poner plata en el bolsillo de la gente”. Y además, tanto los supermercadistas como las empresas alimenticias se preparan para volver a la carga con las negociaciones luego de las elecciones del domingo, con la expectativa de poder negociar algún aumento dentro del extenso listado de productos vigente con precios congelados.