Ante el impacto que podría tener en el sistema sanitario, suspendieron el Festival de Folklore de Cosquín

El Gobierno de Córdoba prohibió hasta abril de 2021 la realización de recitales, espectáculos públicos y la apertura de boliches

Para el 2021 estaba prevista la 61° edición del Festival Nacional de Folklore en CosquínPara el 2021 estaba prevista la 61° edición del Festival Nacional de Folklore en Cosquín

El Festival Nacional de Folklore de Cosquín es una de las celebraciones culturales más importantes del país. Sin embargo, la pandemia obligó a suspender la edición del año entrante. Así lo resolvió el Gobierno de Córdoba luego de evaluar el impacto que podría tener en el sistema sanitario provincial ante una eventual disparada de contagios de coronavirus.

La 61° edición del festival se iba a realizar de forma presencial entre el 23 y el 31 de enero de 2021. Pero este martes se llevó a cabo una reunión virtual entre la Comisión Municipal de Folklore y el ministro de Gobierno provincial, Facundo Torres Lima, para analizar la circunstancias en las que podría llegar a darse el espectáculo que se realiza cada año en la ciudad de Cosquín.PUBLICIDAD

En un comunicado de la municipalidad se informó que Torres Lima explicó que, más allá de la seriedad de los protocolos presentados oportunamente por la Comisión, basado en los protocolos nacionales, “la gran afluencia de público con motivo del festival, podría generar en la zona inconvenientes de orden sanitario difíciles de superar”, por lo que sugirió no realizarlo “por el momento”.

El organismo encargado había presentado el protocolo para la realización del evento garantizando el distanciamiento social sugerido por las autoridades. “El esquema se basó en el protocolo presentado a nivel nacional que prevé una reducción del aforo a un 50 por ciento del público dentro de la Plaza Próspero Molina”, había informado días atrás Luis Becerra, secretario de programación del festival en declaraciones a VOS.

Sin embargo, a fines de la semana pasada, el Gobierno de Córdoba anunció la prohibición de recitales y eventos de esta magnitud por lo que ayer se llevó a cabo la reunión entre las autoridades y los organizadores en la que finalmente se desestimó el protocolo presentado.

La decisión del Poder Ejecutivo provincial de prohibir la apertura de boliches y la realización de recitales o espectáculos públicos rige hasta el 31 de marzo del año próximo. Esto provocó el enojo de la comunidad artística cordobesa, especialmente del sector cuartetero, que se manifestó en repudio total de la medida, ya que así estarían más de 13 meses sin poder trabajar.

Desde IDEAR, la cámara del entretenimiento argentino, y AADET (Asociación Argentina de Empresarios Teatrales y Musicales) salieron al cruce y en un comunicado oficial aseguraron: “Habilitar la provincia al turismo, pero prohibir el espectáculo es una decisión completamente inentendible. Existen protocolos y el entretenimiento al aire libre, es algo que ya está ocurriendo en distintas ciudades del país. En muchas otras, se está trabajando. Pero en ningún lado se decidió prohibirlo. Esta decisión hará que proliferen aún más las fiestas clandestinas, sin ningún tipo de protocolo ni control por parte del mismo gobierno que quiere prohibir el entretenimiento seguro y ordenado”.infobae-image

Desde la Comisión Municipal de Folklore acompañaron “la sugerencia provincial de no realizar el festival de forma presencial y de esta manera seguir colaborando y trabajando en conjunto como desde el primer día con el Gobierno provincial en el cuidado de la salud de la población”.

Para la edición 61° del festival estaban confirmados Luciano Pereyra, Soledad, Abel Pintos, Los Tekis y Jorge Rojas, entre otros. Tras la suspensión, se están evaluando otras posibilidades, aunque hasta el momento se desconocen los detalles sobre la viabilidad de algún formato no presencial del espectáculo.

La suspensión del Festival Nacional de Folklore de Cosquín se llevó a cabo en un contexto en el que Córdoba acumula 2.150 muertes por COVID-19 y 117.829 contagios. Por otra parte, a la fecha se encuentran internadas 677 personas en camas de unidades para adultos infectados, lo que representa 28,2% del total de camas del sistema sanitario provincial.

About Post Author